Categoría: noticias
Fecha: 14/10/2019

Un helicóptero, drones y 300 vehículos se dispondrán para este evento que comenzará este martes y que reúne a representantes de los 194 países que son parte de la organización.

Fuente: EMOL. Entre este martes 15 y viernes 18 se realizará la 88° Asamblea General de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol), la cual contará con la asistencia de representantes y jefes policiales de los 194 países que son miembros.

Durante una semana la seguridad de todo el mundo va a tener sus ojos puestos en Chile. Nunca antes ha habido delegaciones de tantos países en Chile”, dijo el prefecto general de la PDI Pedro Cuevas. Es primera vez que Chile será el anfitrión de la convocatoria policial más grande del mundo, la cual se desarrollará en Espacio Riesco.

Debido a la envergadura del evento, el director general, Héctor Espinosa, dispuso distintas comisiones para la organización y producción. La de Protección Seguridad y Traslado tiene una gran importancia y es el jefe nacional contra robos y focos criminales, prefecto inspector Iván Villanueva el encargado de ella.

La seguridad contará con helicópteros, drones, perros y funcionarios de la PDI. El comisario Ricardo Villegas, representante de la oficina de coordinación del evento, explicó a Emol que “se han dispuesto medidas de seguridad tanto para la llegada, el transporte del aeropuerto a los hoteles, la estadía de los delegados acá en Chile y también su regreso al aeropuerto”. Asimismo, dijo que hay medidas de seguridad tomadas en el tránsito y que se han convocado funcionarios de la PDI con “diferentes habilidades” que van a prestar servicios durante esta asamblea general, y así “asegurar que todo salga perfecto y para que los delegados cuenten con la mayor seguridad posible”.

La misión que tiene la comisión es de desarrollar -junto a las Unidades Operativas- un “Plan Integral de Seguridad” en los lugares de celebración del encuentro, hoteles y en los desplazamientos y velar por el normal desarrollo de las distintas actividades organizadas para el evento. Con respecto a qué peligros son los que hay que resguardar, Villegas explicó que pueden ser de cualquier tipo que pueda entorpecer el buen funcionamiento de la asamblea, “desde que se se pierda una maleta en el aeropuerto, el desplazamiento o verse afectados por algún hecho delincuencial”. Incluso una catástrofe natural que nos obligue a aplicar un plan de contingencia, también vamos a estar preparados para eso, todo tipo de peligro al cual se puedan ver expuestos ha sido considerado en esta estrategia de seguridad para los delegados”, agregó.

Por su parte, el capital humano dispuesto para el evento desarrollará labores de seguridad, protección, attaché y traslados de autoridades, asistentes e invitados. En tanto, el material rodante contará con 300 vehículos, que tendrán por objetivo el traslado y resguardo de asistentes e invitados al aeropuerto, hoteles y al centro de evento. Con respecto al alojamiento, se dispusieron siete hoteles, y según dijo Villegas, “cada uno va a tener su cápsula de seguridad”. Acerca de las operaciones tácticas se contará con un helicóptero -que estará disponible a toda hora mientras dure el evento- el cual servirá para el desplazamiento, pero también “para el traslado de enfermos o accidentados”. Asimismo, con perros especialistas “en detectar explosivos, drogas, personas perdidas, entre otros”. Ante un eventual fenómeno natural, como un terremoto, Villegas explicó que se cuenta con un plan de contingencia y que “tenemos nuestro centro de operaciones donde vamos a trasladar a los delegados y donde vamos a estar despachándolos al aeropuerto cuando sea necesario”.

La ciberseguridad y la cibercriminalidad serán algunas de las temáticas que se tratarán en esta asamblea. Por lo mismo la seguridad digital es un eje importante del que ocuparse. El comisario del Cibercrimen Danic Maldonado, en conversación con Emol explicó que en general, en eventos de esta envergadura, también se deben tomar acciones relacionadas con la seguridad desde el área digital, y que por ello se tomaron las medidas respectivas “basadas en las mismas tecnologías que utilizamos a nivel institucional para proteger nuestras redes, información”. Esto con la finalidad de poder asegurar que esta se desarrolle de manera adecuada y no existan ataques cibernéticos o minimizarlos, porque también hay que decir que cuando estamos hablando de seguridad informática no existe el concepto de ‘100% de seguridad’, se adoptan ciertas medidas con la finalidad de poder minimizar algunos posibles ataques, pero siempre puede haber la posibilidad de que mediante una tecnología ‘x’ pudiésemos convertirnos en víctimas de un ataque”, completó. Las medidas, según explicó Maldonado, van desde las de tipo logísticas que “te permiten reducir también la mayoría de los ataques relacionados con la ingeniería social”, hasta aquellas que tienen que asegurar las conexiones a la red wifi, o las de redes cerradas o privadas “para los trabajos de los miembros que estén ahí para evitar que sean expuestas sus comunicaciones al exterior”.